Los inhaladores como parte de tu botiquín de primeros

El botiquín de primeros auxilios nos debe permitir estar preparados para reaccionar ante cualquier situación que ponga en riesgo nuestra salud e incluso nuestra vida, con la ayuda de diferentes implementos y fármacos que nos proporcionaran la atención adecuada de acuerdo al incidente o la enfermedad que pueda ocurrirnos a nosotros o a alguien más de nuestro entorno social, familiar o laboral.

Uno de los incidentes más comunes en ciertas personas que otras, son las crisis asmáticas, también conocidas como episodios, ataques o brote asmático. Por ello, nuestro botiquín de primeros auxilios debería contener inhaladores, aun cuando nosotros no suframos de asma, la persona que tenemos al lado podría estar a punto de tener una crisis asmática y no tener a su disposición un inhalador.

En estas crisis asmáticas ocurren broncoespamos, generalmente acompañados de dificultad para respirar, sensación de opresión en el pecho, tos seca y sibilancia, siendo este último cuando se presenta un rudo inspiratorio o espiratorio agudo.

¿De dónde vienen las crisis asmáticas y que debo hacer para detenerla?

Algunos de los desencadenantes de estas crisis asmáticas son el estrés emocional o el ejercicio físico, por lo que es muy común que suceda este tipo de ataque en las instituciones deportivas, en donde debe existir un botiquín de primeros auxilios que cuente con inhaladores para su uso en estos casos. También, se puede dar luego de la exposición a un factor ambiental como el frío, la humedad o alérgenos, como el polen o los ácaros del polvo).

Los medicamentos que se pasan a través de los inhaladores para este tipo de ataques, son los llamados broncodilatadores como el salbutamol y la terbutalina. Se aplican entre 2 y 4 inhalaciones, sin embargo, si no muestra mejora en 20 minutos, se debe repetir la aplicación y acudir a una institución de salud cercana para que un médico pueda observar el estado.

Debes mantener limpios los inhaladores, así que asegúrate de limpiar y desinfectar muy bien la superficie de estos inhaladores debido a que pueden introducir sin darnos cuenta una serie de gérmenes a nuestro organismo.

Deja una Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *